Impresión 3D: el futuro del pasado

La tecnología 3D cada vez tiene más aplicaciones en nuestro día a día, y en multitud de ocasiones no somos conscientes de lo verdaderamente útil que puede llegar a ser. Respecto al mundo del arte y la cultura, es importante los avances que se están llegando a conseguir gracias a este tipo de tecnología, ya que consigue simular como eran los monumentos y forma de vida y arquitectura de la época. Hoy en Visual 4, como expertos en lo que a impresiones 3D respecta, os acercamos de primera mano alguna de estas aplicaciones que están revolucionando el área del saber.

Arte y cultura

Como acabamos de mencionar, la tecnología 3D se está implantando en la cultura y el arte para potenciar el saber sobre ciertos aspectos, costumbres y arquitectura que primaban antaño en la sociedad, mediante la plasmación de monumentos en maquetas a tamaño reducido.

Este proceso es capaz de llevarse a cabo gracias a la combinación de diferentes técnicas. Algunas de ellas, las más importantes y que destacan sobre las demás, son la fotogrametría y el escaneo láser aéreo. Gracias a estas técnicas se pueden crear modelos tridimensionales de lugares que tienen miles de años de historia albergados en los mismos.

Aplicaciones impresion 3d

Este tipo de reproducciones se crean a partir de una luz laser que rebota en las superficies de estos lugares con encanto. Una vez que este proceso concluye, los escáneres 3D se encargan de analizar todos los puntos que se han registrado a partir de la fase anterior. Gracias a la precisión milimétrica de estas máquinas de trabajo, nos es posible generar una base de datos exhaustiva mediante la que podremos llevar a cabo, con posterioridad, la reproducción de este lugar histórico y con encanto.

¡Muchas más aplicaciones!

Si piensas que con la recogida de datos el proceso finalizaba, estás muy confundido. Si bien es cierto que es importante conocer la información recogida de los monumentos examinados, también es importante que conozcas algunas aplicaciones que van mucho más allá.

Gracias a los cascos de realidad virtual podrás revivir como eran los lugares que existían hace miles de años. Podrás observar, como una persona más de antaño, como eran las edificaciones y manera de ser de la gente gracias a los datos recogidos.

Del mismo modo, para monumentos u obras arquitectónicas de las que podemos gozar en la actualidad, cabe destacar que gracias a las impresiones 3D estas podrán vivir mucho más tiempo y podremos seguir disfrutando de ellas. El paso del tiempo, en multitud de ocasiones, hace que este tipo de monumentos se dañen. Sin embargo, si alguno de estos necesita ser restaurado, la impresión 3D juega un papel fundamental.

Esto es así porque si se ha realizado el estudio citado con anterioridad de dicha obra, antes de que se estropease, se puede reproducir la parte afectada y mediante diversas técnicas de restauración, se puede pasar a la sustitución de esta pieza por la de nueva creación. Si por el contrario no se había realizado el estudio con anterioridad, ¡no te preocupes! El avance informático en programas relacionados con la impresión 3D ha avanzado a pasos agigantados, por lo que no será difícil diseñar de nuevo esa pieza susceptible de cambio.

Otros usos

Como se denota a lo largo de este post, la cultura es algo por lo que la mayoría de personas nos interesamos. A todos nos gustaría saber de dónde provenimos o cómo fueron nuestros antepasados más lejanos, como eran sus costumbres o su manera de ser.

Hoy en día es posible averiguar todos estos aspectos, pero no es un supuesto imaginario, sino que gracias a la impresión 3D todo esto se ha podido llevar a cabo. La evidencia se presencia cuando en el año 2006 un grupo de científicos y médicos de diferentes áreas de la salud, utilizaron el cuerpo momificado de una mujer de la civilización Moche para digitalizarla y mediante los programas informáticos de los que hemos hablado anteriormente, conseguir una reproducción de la misma. A partir de este descubrimiento se pudo ver cómo era la vida antaño y las costumbres que este tipo de personas tenían en la sociedad que les rodeaba.

Del mismo modo, al igual que ocurre con la ciencia, el arte también goza de este tipo de tecnologías, pero ya no a nivel arquitectónico únicamente. Ya no es necesario ir a un museo para apreciar todos los detalles de tu obra favorita, sino que gracias a la impresión 3D esto está a tu alcance en diversas plataformas para facilitar el flujo de arte y cultura entre diferentes puntos geográficos a nivel mundial. Si bien es cierto que no es lo mismo acudir a un museo a ver la obra en directo, la tecnología 3D traspasa fronteras y acorta el tiempo de espera.

Recuerda…

En Visual 4 somos expertos en todo lo que a impresiones 3D respecta. Esperamos que os haya gustado este post y estamos a vuestra disposición para cualquier duda relacionada al respecto. ¡Contáctanos!